Rorcual común en Getaria (2, 3 y 4 de enero de 2017)

31997164992_65d61a85b4_b

El lunes 2 de enero un rorcual común (Balaenoptera physalus) entró al puerto pesquero de Getaria (Gipuzkoa). Se calculó que medía unos 15-16 metros y estaba muy, muy delgado. Mala señal y mal augurio…

Durante dos días se mantuvo en una esquina de puerto, nadando en círculos y con inmersiones y respiraciones bastante irregulares.

Fueron cientos y cientos las personas que se acercaron a contemplar a la ballena, los medios de comunicación hicieron entrevistas telefónicas, a pie de puerto, y todo el mundo tenía el mismo sentimiento de pena e impotencia. ¿Qué hacer? ¿Cómo ayudar a un animal de tales dimensiones? En realidad… ¿Se le puede ayudar? ¿Va a morir? ¿Podría tener una oportunidad de vuelta al mar?

31770746570_bf518a24b7_b

AMBAR optó por esta última esperanza y propuso a las autoridades intentar cortar su paso hacia los muros del puerto con alguna embarcación, intentando dirigir al rorcual hacia la bocana del puerto, con la intención de que alcanzara aguas profundas mar adentro.

32107300626_65e96a39a7_b

Una vez coordinada la actuación y con el visto bueno de la autoridad, así se hizo. Con la ayuda de la Cruz Roja se utilizaron dos zodiac para ayudar a la ballena a abandonar las aguas someras y confinadas del puerto, donde pocas posibilidades tenía de sobrevivir.

31304376914_035145e9ce_b

El día 4 de enero a media tarde se vio por última vez su lomo a varias millas de la costa, hacia mar adentro…

¡¡¡ Mucha suerte amiguita !!!